lunes, 2 de febrero de 2015

Mi reseña sobre "Este corazón mío" de Susan Elizabeth Phillips



Molly Somerville tiene fama de meterse en líos. Es verdad que regaló una herencia de quince millones de dólares... pero vaya, nadie es perfecto. No obstante, si alguien tiene una vida casi perfecta, ésa es Molly. Aunque sus libros de la Conejita Daphne podrían venderse mejor, vive encantada con su minúsculo loft, su caniche francés y su profesión de escritora de cuentos infantiles.


Sí, Molly se siente feliz por todo..., excepto por llevar tanto tiempo enamorada de Kevin Tucker, el desvergonzado y terriblemente atractivo jugador de los Chicago Stars, ¡un hombre que ni siquiera recuerda cómo se llama ella! Una noche, la tendencia de Molly a meterse en líos la lleva directamente a los brazos de Kevin. Si al menos ese futbolista demasiado bien pagado, que conduce Ferraris y detesta los caniches, fuese tan superficial como ella desea, Molly podría proseguir con su vida casi perfecta...


Os presento esta nueva reseña del 5º libro de la serie Chicago Stars. 

Aunque parezca raro, fue el primer libro de la serie que leí. No solo de esta autora, la verdad es que fue la primera novela romántica que cayó en mis manos. Ahora ya hace más de 7 años.

A pesar de que la nueva portada es muy bonita... aquí os la dejo:


lo cierto es que la primera, me encanta. Todavía recuerdo el día en que la compré, la portada me llamó mucho la atención y bien podría decirse que fue el destino el que me empujó a comprarla. 

Jamás antes había leído una historia romántica y aunque al principio me costó un poco, por falta de costumbre, no tardó en engancharme y enamorarme por completo. Esta historia se me quedó en el corazón y durante años he seguido leyéndola una y otra vez, pero nada podrá compararse a la primera vez que la leí y por supuesto al momento en que la terminé. Fue tan emocionante que todavía recuerdo qué sentí en aquel instante: una emoción sobrecogedora, abracé el libro un buen rato... pensando en que ojalá no lo hubiera acabado, porque sabía que aunque lo releyera, no volvería a ser igual. 
No exagero si digo que este libro cambió mi vida. 
Me enamoré del género y gracias a esta novela, he descubierto cientos de historias preciosas, sin embargo, sigue siendo mi libro favorito. Creo poder decir con total seguridad, que siempre lo será.

Combina a la perfección el romanticismo, las "tragedias personales" y también profesionales, con un humor chispeante. Diálogos fluidos e ingeniosos que te sacarán más de una sonrisa y alguna que otra lágrima, sin duda.

Los personajes, fieles al estilo SEP, son maravillosos e imperfectos, así consiguen gustar tanto, porque son como cualquier persona, con lo que en algún momento puedes llegar a sentirte identificado con ellos.

Molly Somerville es la hermana de Phoebe (la mujer más influyente en el mundo del fútbol americano y dueña del equipo de los Chicago Stars). Sin embargo, Molly no tiene ni la seguridad en sí misma ni la belleza de su hermana. A pesar de intentar llegar a la perfección en su vida, hay algo en su interior que le lleva a hacer grandes locuras... como tirar de una alarma de incendios.
Lo que sí sabe hacer muy bien es escribir libros infantiles, las historias que iba creando para sus sobrinos se convirtieron pronto en su vocación. Dahphe la conejita, tiene un papel fundamental en esta novela y en la vida de los personajes "reales".
No haber conocido el amor incondicional de un padre y al haber perdido a su madre en su infancia, se siente una desarraigada y le cuesta creer en el verdadero amor. Pero su encaprichamiento por Kevin Tucker es algo que no puede evitar, a pesar de que apenas intercambian una docena de palabras y claro, él jamás se ha fijado en ella.
Ella desea una Gran Historia de Amor como la de su hermana con Dan Calebow, y aunque sabe que jamás podrá tenerla con Kevin, eso no le impide cometer un desliz que les unirá... de forma temporal.

Kevin Tucker es el quarterback más famoso de Chicago. Es atractivo, avispado y todo un profesional. Jamás ha mezclado su vocación (el fútbol) con el placer, así que sus muchas mujeres nada tienen que ver con el equipo, pero gracias a su comportamiento temerario, se ve inmerso en una gran multa impuesta por Dan, y desterrado a la casa que este tiene en el norte de Chicago. 
Lo que este no espera, es que allí pueda encontrar a alguien que le podrá su ordenada vida patas arriba. En solo una noche, su intención de no involucrarse con mujeres exigentes, se ve truncada para siempre. 
Sus arraigados valores le dicen que haga lo correcto y se mantenga en el buen camino, pero claro, eso no le impide que siga deseando el fútbol por encima de todo, y echar de menos sus relaciones esporádicas con chicas demasiado superficiales para que no se interpongan en lo que más le importa.
Haber crecido con una familia cariñosa no le ha aportado estabilidad en el terreno personal, pues desde siempre se ha sentido distinto a ellos y por ello siente que no dará la talla en el amor.

Dos personas con más cosas en común de lo que parece, formarán una disfuncional pareja que no está destinada a estar junta, sin embargo en el amor nada está escrito... 
Superar las trabas de sus respectivas infancias y también las más recientes, les fortalecerán, y les harán crecer y madurar.

Una verdadera historia de amor, que gira y gira como en un remolino es la protagonista de este libro. Una pareja que comienza con el pie izquierdo, pero que con el tiempo se va fortaleciendo y que a pesar de los problemas, logra salir adelante y ser tan duradera como el sol. Vivirán momentos intensos, difíciles, apasionados y también muy, muy divertidos.

La historia secundaria en esta novela es sobre Lilly Sherman y Liam Jenner, dos personas maduras y de mucho carácter que se verán inmersos en una alocada aventura. Y cuyas vidas están más entrelazadas con los protagonistas de lo que parece...

Os animo a descubrir las aventuras de Molly y Kevin, porque estoy segura de que os encantarán y divertirán.

En este blog encontré una reseña preciosa de "Este corazón mío", así que espero que os guste.


Y continuamos con...


No hay comentarios:

Publicar un comentario